NIMODILAT

LAZAR

Vasodilatador cerebral, preventivo de cuadros isquémicos.

Composición.

Comprimidos recubiertos: nimodipina 30mg. Forte: comprimidos recubiertos: nimodipina 60mg.

Farmacología.

La nimodipina es un bloqueante cerebroselectivo de los canales de calcio, del grupo de las dihidropiridinas. Ejerce una potente acción espasmolítica y vasodilatadora a nivel de las pequeñas arterias cerebrales, aumentando el flujo cerebral y por consiguiente la resistencia a la hipoxia. Se postula además que el bloqueo de los canales de calcio a nivel neuronal protege a la célula del efecto deletéreo del influjo excesivo de calcio que se produce durante la hipoxia (aguda o crónica).

Farmacocinética.

La nimodipina se absorbe rápidamente por vía oral. Se ignora el efecto del alimento sobre la absorción. Tiene una unión a proteínas del 98%, y se metaboliza en el hígado con un intenso metabolismo de primer paso, que reduce su biodisponibilidad al 13%. Alcanza su concentración plasmática pico en 60 minutos, y tiene una vida media de 1 a 2 horas. Por vía parenteral (IV), alcanza el pico plasmático en 7 minutos y su vida media es de 60 minutos. El metabolismo hepático del fármaco genera metabolitos inactivos. Se elimina por vía renal, sólo menos del 1% sin cambios.

Indicaciones.

Déficit neurológico por vasoespasmo secundario a hemorragia subaracnoidea (prevención y tratamiento).

Dosificación.

Alteraciones del rendimiento cerebral: 1 comprimido recubierto de NIMODILAT Forte o 2 comprimidos recubiertos de NIMODILAT, tres veces por día, con un intervalo no menor de 4 horas. Los comprimidos recubiertos deben ingerirse sin masticar, lejos de las comidas. Tratamiento preventivo de vasoespasmo asociado con hemorragia subaracnoidea: 1 comprimido recubierto de NIMODILAT Forte o 2 comprimidos recubiertos de NIMODILAT, cada 4 horas. El tratamiento debe comenzar precozmente luego de la hemorragia, y mantenerse durante todo el tiempo que persista el riesgo de vasoespasmo.

Contraindicaciones.

Embarazo y lactancia. Hipersensibilidad a la nimodipina o alguno de los excipientes.

Reacciones adversas.

NIMODILAT es generalmente bien tolerado a las dosis indicadas. Los efectos colaterales son por lo general leves. En algunos pacientes pueden observarse: aparato cardiovascular: taquicardia, enrojecimiento facial (flush), hipotensión arterial, dolor precordial. Aparato gastrointestinal: molestias gastrointestinales, náuseas, aumento de transaminasas, fosfatasa alcalina y GGT. Sistema nervioso central: cefalea, mareos.

Precauciones.

Interacciones medicamentosas: b bloqueantes: el uso de b bloqueantes puede producir ocasionalmente hipotensión excesiva, e insuficiencia cardíaca. a1 bloqueantes: aumentan el riesgo de hipotensión ortostática severa. Otros vasodilatadores (a-metildopa) o bloqueantes cálcicos: se potencia el efecto hipotensor. Carcinogénesis y teratogénesis: no se conocen efectos teratogénicos ni carcinogénicos en seres humanos. Embarazo: en pruebas realizadas en animales se han observado algunos efectos adversos fetales, pero aún no se han realizado estudios bien controlados en seres humanos. La droga puede ser necesaria cuando a juicio del médico los beneficios de ésta superen el potencial riesgo para el feto. Lactancia: NIMODILAT se considera contraindicado durante la lactancia, ya que se ignora si la nimodipina pasa a la leche materna. Pediatría: la seguridad y eficacia en niños no ha sido aún establecida. Ancianos: NIMODILAT podría aumentar su vida media en el anciano. Insuficiencia hepática y renal: en ambas circunstancias NIMODILAT aumenta su vida media debido a una eliminación más lenta.

Advertencias.

Debe utilizarse con precaución ante la existencia de edema cerebral difuso, con hipertensión endocraneana severa, situación donde la vasodilatación cerebral podría empeorar dicho edema. La asociación de cualquier bloqueante cálcico junto con dantrolene es potencialmente peligrosa.

Conservación.

Conservar entre 15 y 30°C, protegido de la luz. Mantener los comprimidos recubiertos en su envase original, lejos del calor, la humedad y la luz solar directa.

Sobredosificación.

Los síntomas y signos de una sobredosis son predominantemente cardiovasculares: hipotensión arterial y taquicardia. Ante la eventualidad de una sobredosificación, concurrir al Hospital más cercano o comunicarse con los Centros de Toxicología. Hospital de Pediatría Ricardo Gutiérrez: (011) 4962-6666/2247. Hospital Posadas: (011) 4654-6648/4658-7777. Hospital Pedro de Elizalde: (011) 4300-2115. El tratamiento de una sobredosis reciente consiste en el rescate del medicamento mediante lavado gástrico y administración de carbón activado (si la administración fue por vía oral); y soporte hemodinámico adecuado. La hemodiálisis no es útil debido a la alta unión a proteínas del fármaco.

Presentación.

Env. con 30, 60 y 100 comp. recub. Forte: env. con 30 y 60 comp. recub.

Principios Activos de Nimodilat

Laboratorio que produce Nimodilat