LEFLUAR®

RONTAG

Inmunomodulador.

Composición.

Cada comprimido recubierto de Lefluar® 20 mg contiene: Leflunomida 20,00 mg. Excipientes: Lactosa monohidrato; Crospovidona; Almidón de maíz; Estearato de magnesio; Anhídrido silícico coloidal; Opadry® Y-1-7000 c.s.

Indicaciones.

La leflunomida está indicada para el tratamiento de pacientes adultos con: artritis reumatoidea activa como un "fármaco antirreumático modificador de la enfermedad" (DMARD, disease-modifying antirheumatic drug), artritis psoriásica activa. El tratamiento reciente o concomitante con DMARDs hepatotóxicos o hemotóxicos puede dar como resultado un aumento del riesgo de reacciones adversas serias; por tanto, el inicio del tratamiento con leflunomida debe realizarse cuidadosamente. Más aún, el cambio desde leflunomida a otro DMARD sin seguir el procedimiento de lavado del fármaco, puede aumentar el riesgo de reacciones adversas serias incluso durante un largo período de tiempo después del cambio.

Dosificación.

El tratamiento debe iniciarse y supervisarse por especialistas. Los niveles séricos de alanina aminotransferasa (ALT) o transaminasa glutámico pirúvica (SGPT) junto con un recuento hematológico completo, incluyendo recuento diferencial de leucocitos y recuento de plaquetas, deben determinarse simultáneamente, y con la misma frecuencia: antes de iniciar el tratamiento con leflunomida, cada dos semanas durante los primeros seis meses de tratamiento, y posteriormente, cada ocho semanas. El tratamiento con leflunomida se inicia con una dosis de carga de 100 mg una vez al día durante 3 días. La dosis de mantenimiento recomendada para artritis reumatoidea es de 10 mg a 20 mg de leflunomida una vez al día. El tratamiento puede iniciarse con 10 mg o 20 mg de leflunomida dependiendo de la gravedad (actividad) de la enfermedad. La dosis de mantenimiento recomendada para pacientes con artritis psoriásica es de 20 mg una vez al día. El efecto terapéutico generalmente comienza después de 2 a 6 semanas y puede mejorar adicionalmente hasta 4 o 6 meses. No hay un ajuste de dosis recomendable en pacientes con insuficiencia renal leve ni en pacientes con edad superior a 65 años. Lefluar® no se recomienda para uso en pacientes menores de 18 años. Los comprimidos de Lefluar® deben tragarse enteros con cantidad suficiente de líquido. El grado de absorción no se ve afectado si se ingiere con alimentos.

Contraindicaciones.

Hipersensibilidad al principio activo (especialmente con antecedentes de síndrome de Stevens-Johnson, necrólisis epidérmica tóxica, eritema multiforme) o a alguno de los excipientes. Pacientes con insuficiencia hepática; estados de inmunodeficiencia grave, deterioro significativo de la función de la médula ósea o con anemia, leucopenia, neutropenia o trombocitopenia significativas debidas a causas distintas de la artritis reumatoidea o psoriásica; Infecciones graves; Insuficiencia renal de moderada a grave; Hipoproteinemia grave, por ej. en el síndrome nefrótico; Mujeres embarazadas o en edad fértil que no utilicen un método anticonceptivo confiable y antes de iniciar el tratamiento con leflunomida, debe descartarse el embarazo; Lactancia.

Reacciones adversas.

Las reacciones adversas notificadas frecuentemente durante el tratamiento con leflunomida son: aumento leve de la presión arterial, leucopenia, parestesia, cefalea, mareo, diarrea, náuseas, vómitos, trastornos de la mucosa oral (por ej., estomatitis aftosa, úlceras bucales), dolor abdominal, aumento de la caída de cabello, eczema, rash (incluyendo erupción maculopapular), prurito, sequedad de piel, tenosinovitis, incremento de creatinfosfoquinasa (CPK), anorexia, pérdida de peso), astenia, reacciones alérgicas leves y elevación de los parámetros hepáticos (transaminasas: especialmente ALT), elevación de los niveles de gamma-GT, fosfatasa alcalina, bilirrubina. También se han reportado: infecciones graves, incluyendo sepsis que puede ser mortal. La incidencia global de infecciones puede incrementarse (en particular, rinitis, bronquitis y neumonía). El riesgo de malignidad, particularmente en trastornos linfoproliferativos, es mayor con el uso de algunos agentes inmunosupresores. Leucocitos > 2 G/l, anemia, trombocitopenia leve (plaquetas < 100 G/l), pancitopenia (probablemente mediada por un mecanismo antiproliferativo), eosinofilia, agranulocitosis. El uso reciente, concomitante o consecutivo de medicamentos potencialmente mielotóxicos puede asociarse con un mayor riesgo de reacciones hematológicas. Reacciones anafilácticas/anafilactoides graves, vasculitis, incluyendo vasculitis necrotizante cutánea. Hipopotasemia, hiperlipidemia, hipofosfatemia, LDH aumentada, hipouricemia. Ansiedad. Neuropatía periférica. Aumento grave de la presión arterial. Enfermedad pulmonar intersticial (incluyendo neumonitis intersticial) que puede llegar a ser mortal. Alteraciones del gusto, pancreatitis, hepatitis, ictericia/colestasis, lesión hepática grave, tal como insuficiencia hepática y necrosis hepática aguda que pueden llegar a ser mortales. Urticaria, necrólisis epidérmica tóxica, síndrome de Stevens-Johnson, eritema multiforme. Rotura de tendón. Fallo renal. Disminución marginal (reversible) de la concentración de espermatozoides, recuento espermático total y de la motilidad progresiva rápida.

Advertencias.

No se aconseja la administración conjunta con DMARDs hepatotóxicos o hemotóxicos. El metabolito activo de la leflunomida, A771726, tiene una vida media larga, generalmente de 1 a 4 semanas, por lo tanto, cuando aparezcan estos efectos adversos o si por cualquier otro motivo se necesita eliminar rápidamente del organismo el metabolito, se deberá seguir el procedimiento de lavado del fármaco. Este proceso debe repetirse cuanto sea clínicamente necesario. Se han informado casos raros de lesión hepática grave, incluyendo casos con evolución fatal durante el tratamiento con leflunomida, por lo que es esencial que se cumplan estrictamente las recomendaciones de monitorización (ver información para prescribir completa). En el caso que el aumento de los niveles de ALT (SGPT) sea de más de dos veces el límite superior del rango normal, o si se presentan elevaciones de más de tres veces el límite superior del rango normal debe suspenderse el tratamiento con leflunomida e iniciar los procedimientos de lavado del fármaco. Después de suspender el tratamiento con Lefluar®, se recomienda mantener la monitorización de las enzimas hepáticas hasta su normalización. Se recomienda evitar el consumo de alcohol durante el tratamiento con leflunomida. Junto con los niveles de ALT, debe realizarse un recuento hematológico completo, antes de iniciar el tratamiento con leflunomida, y posteriormente. En pacientes con anemia, leucopenia y/o trombocitopenia preexistente, así como en pacientes con la función alterada de la médula ósea o aquéllos con riesgo de supresión de la médula ósea, el riesgo de alteraciones hematológicas es mayor. Si se producen tales efectos, se debe considerar un lavado del fármaco. En el caso de que se produzcan reacciones hematológicas graves, incluyendo pancitopenia, debe discontinuarse el tratamiento con Lefluar® y con cualquier medicación concomitante mielosupresora e iniciar el procedimiento de lavado del fármaco de leflunomida. Debido al riesgo de toxicidad aditiva o incluso de tipo sinérgico (por ejemplo: hepato o hematotoxicidad) no se recomienda la combinación de leflunomida con otro DMARD (por ejemplo metotrexato). Se recomienda precaución cuando leflunomida se administra junto con otros fármacos, distintos a los AINEs, metabolizados por CYP2C9 tales como fenitoína, warfarina, femprocumon y tolbutamida. Dado que leflunomida tiene larga permanencia en el organismo, un cambio a otro DMARD sin realizar el procedimiento de lavado del fármaco podría incrementar la posibilidad de riesgos adicionales, incluso después de un período de tiempo prolongado después del cambio y de forma similar, el tratamiento reciente con medicamentos hepatotóxicos o hemotóxicos puede producir un aumento de los efectos adversos; por tanto, debe considerarse cuidadosamente si se inicia el tratamiento con leflunomida. En caso de estomatitis ulcerativa debe suspenderse la administración de leflunomida. Se han notificado casos raros de Síndrome de Stevens-Johnson o de necrólisis epidérmica tóxica en pacientes tratados con leflunomida. Tan pronto como se observen reacciones epidérmicas y/o de mucosas, que susciten la sospecha de tales efectos adversos, debe suspenderse el tratamiento con Lefluar® y con cualquier otro tratamiento posiblemente asociado y debe iniciarse inmediatamente el procedimiento de lavado completo del fármaco de leflunomida. En tales casos está contraindicada la reexposición a leflunomida. Los medicamentos inmunosupresores -como la leflunomida- pueden causar mayor susceptibilidad a infecciones y ser de naturaleza más grave, por lo tanto, pueden requerir un tratamiento precoz y enérgico. En caso de que se presentara una infección grave no controlada, puede ser necesario interrumpir el tratamiento con leflunomida y administrar un procedimiento de lavado del fármaco. Se han informado casos raros de Leucoencefalopatía Multifocal progresiva (PML) en pacientes que recibieron leflunomida entre otros medicamentos inmunosupresores. Los pacientes con reacción positivos a la tuberculina deben ser controlados cuidadosamente, debido al riesgo de reactivación de tuberculosis. Durante el tratamiento con leflunomida se notificaron casos de enfermedad pulmonar intersticial que puede aparecer de forma aguda durante la terapia. Los síntomas pulmonares, como tos y disnea pueden ser una razón para interrumpir el tratamiento y para realizar un estudio adicional, si se considera apropiado. La presión sanguínea debe comprobarse antes y posteriormente al tratamiento con leflunomida. Debe advertirse a los pacientes varones acerca de la posible toxicidad fetal mediada por el varón, y aquellos que deseen tener descendencia, deben considerar la discontinuación del uso de leflunomida y seguir un procedimiento de lavado (ver información para prescribir completa). Procedimiento para realizar un lavado del fármaco (ver información para prescribir completa): Lefluar® contiene lactosa. Los pacientes con intolerancia hereditaria a la galactosa, deficiencia de lactasa de Lapp o malabsorción de glucosa-galactosa, no deben tomar este medicamento.

Conservación.

Conservar por debajo de 30°C, en su envase original. Proteger de la luz y la humedad.

Sobredosificación.

Ante la eventualidad de una sobredosis concurrir al Hospital más cercano o comunicarse con los Centros de toxicología de referencia: Hospital R. Gutiérrez: (011) 4962-6666 / 2247. Hospital Posadas: (011) 4654-6648 ó 4658-7777.

Presentación.

Lefluar® 20 mg: Envases conteniendo 30 comprimidos recubiertos.

Revisión.

Julio 2011. Disposición ANMAT N° 7178/2011.

Principios Activos de Lefluar

Laboratorio que produce Lefluar